Barreto no le jaló a la prohibición de minería de Jaramillo

Acuerdo del Concejo fue enviado a Tribunal para su estudio.

Un frenazo sufrió la política ambiental de la Alcaldía, luego que el departamento jurídico de la Gobernación dijera que se solicitará la nulidad del acuerdo 012 con el que se prohibió la minería a gran escala en la ciudad de Ibagué.

Según el último concepto se presentaron algunos vicios de fondo, suplantación de funciones y el acuerdo iría en contravía de la Constitución Nacional, y no se específica a que metales y minerales se les aplicará la prohibición de minería en la ciudad.

Tanto el Alcalde como el Concejo interpretaron de forma errónea el principio de autonomía territorial, pues los contenidos que conforman este principio no pueden ser entendidos o interpretados de manera aislada o descontextualizada con otros contenidos de nuestro sistema constitucional”, dice la Gobernación.

Nunca el mencionado fallo (C-123 de 2014) excluye de tajo la competencia de la Nación sobre la actividad minera en favor de la autoridad territorial para ejercer su absoluto poder de veto a la actividad minera a través de sus facultades de ordenación del suelo, materializado en, por ejemplo en acuerdos municipales como el expedido por el Concejo de Ibagué”, señala el concepto.

Sin duda esta movida traerá consecuencias en las ya deterioradas relaciones entre el gobernador y el alcalde, ya que desde el inicio de los mandatos no se ha permitido a Barreto ejecutar obras de importancia en la ciudad, ya que Jaramillo señala que la intensión del mandatario es sospechosamente politiquera y nada desprendida.

Es previsible también que los grupos ambientalistas truenen contra Barreto en las redes sociales al que siempre han señalado de prominero y muy cercano a la multinacional AngloGold Ashanti.

La pelota queda ahora en manos del Tribunal Administrativo del Tolima.

Deja un comentario