Empresas del sector eléctrico cuestionan millonaria licitación de Infibagué

Una licitación para la modernización del alumbrado público de las principales vías tiene en aprietos a la gerente de Infibagué Yolanda Corzo.

Esto, debido a que las principales empresas en este sector han cuestionado duramente el proceso en la etapa de observaciones al prepliego, especialmente en lo que tiene que ver con la experiencia requerida y un “invento” de Infibagué denominado “soluciones integrales” que al parecer genera pérdidas en los proponentes y resultaría en una falta de planeación de la entidad por tener el proponente que regalar más de 600 luminarias y postes con accesorios para poder participar so pena de rechazo.

La licitación tiene un costo de 4.957 millones de pesos, y pretende instalar más de dos mil novecientas luminarias LED, en los principales ejes viales como la avenida Mirolindo, la avenida Guabinal, carrera Quinta, avenida Ambalá, entre otras, en un plazo de cuatro meses.

La polémica consiste en que la anterior licitación No. LP-06 de 2018, la cual se declaró desierta, el Instituto en cuanto a experiencia la exigió en contratos de suministro e instalación de luminarias, pero ahora cambió sorpresivamente de criterio, y exige experiencia únicamente en obras eléctricas donde al menos un contrato demuestre así sea una sola luminaria instalada.

A juicio de un observante, el ingeniero Jorge Herrera exigir esta experiencia es “contradictorio con el objeto y pareciera direccionado…” y agrega “se entiende que Infibagué busca es habilitar a proponentes según su agrado”, argumentando que la experiencia en temas eléctricos es diferente al suministro e instalación de luminarias, que es el objeto de la contratación en curso.

Una fuente de Infibagué que pidió no revelar su nombre, indicó que la licitación busca beneficiar a la empresa Codensa por encima de otras como Celsa, Dumalux, Shederer, Royalpha, entre otras, ya que Codensa cuenta únicamente con experiencia en obras eléctricas y muy poco en suministro e instalación de luminarias.

Es de recordar que este mes, Infibagué publicó la licitación para contratar el alumbrado navideño de la ciudad, el cual se lo ganó hace un año Codensa como único proponente.

Otro grave cuestionamiento fue el realizado por la empresa Celsa, frente a las llamadas “soluciones integrales” que es iluminar sectores no planeados ni existentes en el catastro, como obligación para poder participar en el proceso, es decir, que para habilitarse deben regalar los proponentes postes y luminarias en las zonas que no existan, por lo que solicitó ampliar el presupuesto.

Sin duda un tema que interesará a los organismos de control como la Personería y la Contraloría, y llamar la atención del alcalde Jaramillo, y su política de cero tolerancia con la corrupción.

1 comment

Deja un comentario