¡Rajados en competitividad!

“Es decir, según el estudio, el agua que consumimos los ibaguereños es de pésima calidad”.

El jueves pasado, en el salón de eventos de la sede de la Cámara de Comercio de Ibagué, el Consejo Privado de Competitividad (CPP) presentó ante una vergonzante asistencia (por lo reducida) de representantes del sector público y privado, el resultado del estudio anual de medición de competitividad que realizan a los departamentos y las ciudades capitales y Áreas Metropolitanas de Colombia. Insumo importante, porque sirve como “evidencia para el diseño e implementación de políticas públicas y de iniciativas privadas para cerrar las brechas regionales y mejorar el bienestar de los ciudadanos”, (texto del estudio). El CPP fue creado por empresarios y universidades privadas como una organización sin ánimo de lucro, que busca ser articulador e interlocutor entre el sector público, el sector privado y las políticas públicas relacionadas. Los instrumentos de medición utilizados, son avalados por el Banco Mundial y otras análogas instituciones internacionales.

Aunque se esperaba la presencia del gobernador y el alcalde de Ibagué, brillaron por su ausencia, así como la de un buen número de líderes gremiales y empresariales. Justificable, porque tanto unos como otros, salen muy mal librados en el informe. Hoy trataré de hacer un resumen de los preocupantes resultados en Ibagué, y en la próxima columna, de los mismos en el departamento del Tolima.

El análisis a ciudades abarcó las siete Áreas Metropolitanas y 16 ciudades capitales de departamentos. El rango de medición oscila entre cero y diez. Siendo diez, el tope máximo para las que presentan menores niveles de pobreza multidimensional, teniendo como referentes los mayores niveles de educación, salud y nivel de vida. Es decir, cero para peor vida posible y 10 para mejor vida posible, como lo explica el informe. En un contexto y análisis general, Ibagué ocupa en el primer semestre de 2019, el puesto 16 entre las 23 analizadas. Su puntaje total fue de 4.41, muy por debajo de Bogotá que es la primera con 7.57, Medellín que es segunda con 7.09 y Bucaramanga con 6.22 que es tercera. Nos superan ciudades como Villavicencio (puesto 15), Armenia (puesto 13), Pasto (puesto 12), Neiva (puesto 9) y Manizales (puesto 6).

En el pilar “Análisis a Instituciones”, que tiene como sub pilares de medición el desempeño administrativo, la gestión fiscal, la transparencia y contratación pública y seguridad y Justicia, Ibagué ocupa el puesto 16 (puntaje de 5.16), dos menos que en el estudio 2018. Sorprende el alto puntaje por comisión de los delitos de extorsión (9.33), homicidio (8.57) y hurtos (7.80). Así mismo, el puntaje registrado en el ítem eficiencia de la Justicia, que registra 3.59 de un máximo de 10. En Sostenibilidad Ambiental ocupamos el último lugar entre las 23 ciudades, con un mínimo puntaje de 1.64. Reflejo de la pésima gestión y resultados de Cortolima y las Secretarías de Desarrollo Rural y Medio Ambiente de Ibagué. Pero la sorpresa más grande la arroja el ítem calidad de agua, en el cual también ocupamos el último lugar, con un puntaje de 0.0. Es decir, según el estudio, el agua que consumimos los ibaguereños es de pésima calidad.

En Salud, que mide la cobertura, resultados y calidad, ocupamos el puesto 17 con un puntaje de 4.90. En Educación, se obtuvo un puntaje de 5.91 y ocupamos el puesto 11, producto de la medición de cobertura y calidad. En el eje entorno para los negocios, se obtuvo un puntaje de 6.54 y en el ítem de medición facilidad para obtener permisos de construcción ocupamos el último lugar con un puntaje de 4.77. En innovación y dinámica empresarial, que mide el registro de propiedad industrial, investigación y dinámica empresarial, ocupamos el puesto 18, siendo sorprendente el resultado del ítem revistas indexadas, de producción universitaria, donde se publican trabajos de investigación de semilleros, docentes e investigadores, en el que obtuvimos un puntaje en Ibagué y el Tolima de 0.0 y el último lugar en el estudio de ciudades y departamentos.

Coletilla. Me inquieta el silencio total de los medios de comunicación al conocer los resultados.

Por: Iván Ramírez Suárez, abogado, docente universitario.
@jiramirezsuarez

2 comments

  1. Jose Herman

    Y GRITAN …. HECHO CON SUS IMPUESTOS… JAJAJAJA Q HPTAS..JAJAJA☠💰🐘💸🐀🐭💸💩🐁🐭💸🐀🐘💸💰

  2. Fernando Vargas Ferreira

    Yo soy ibaguereño, pero yo siempre defino a nuestra ciudad, como un pueblo grande, aqui la gente cree que porque estamos llenos de centros comerciales, edificios de aptos., vehiculos de alta gama, esta se puede llamar ciudad, olvidense de este titulo, porque uno de los puntos criticos aqui es la infraestructura vial, calle horribles, avenidas llenas de huecos, sin un solo puente nuevo, ni que decir de salidas como tuneles, rotondas y muchas cosas que por ejemplo una ciudad como manizales las tiene de sobra, y eso que esta ubicada en el filo de una montaña, e ibague tiene mucho mas presupuesto que la capital de caldas, no se que piensan estos petardos de alcaldes que hemos tenido los ultimos años, pero que desastre por Dios

Deja un comentario