Ricos de Ibagué no pagan por el servicio de agua

Ibal

Sede principal del Ibal

Las alarmas se encendieron en el Ibal tras la auditoría de la Contraloría Municipal que detectó que a  2.300 familias de estratos altos les facturaban el consumo de agua con base en las tarifas de sectores pobres.

La pregunta que muchos se hacen es ¿quién podría estar detrás de estas irregularidades que deterioran las arcas del Ibal?

Otras incógnitas son ¿cómo lograron acceder al software de la facturación para alterarlo? y ¿qué provecho obtienen los autores de esta irregularidad?

Lo cierto es que el detrimento patrimonial, según la Contraloría Municipal, llega a los 150 millones de pesos por esta irregularidad que afecta a una empresa que, por culpa de la politiquería, terminó envuelta en mil problemas.

El gerente del Ibal, Carlos José Corral, señaló que, para tapar esa vena rota, la irregularidad ya fue corregida.

Pudo ser un error en la estratificación de 2.300 usuarios, o alguien alteró los datos para beneficiar a familias de estratos altos“, dijo Corral, y agregó que la investigación determinará a los verdaderos responsables del descalabro fiscal.

El concejal Pedro Antonio Mora denunció que este es uno de los tantos males que padece el Ibal. “Aquí, mucha agua no se factura“, denunció el concejal.

Él cree que al parecer funcionarios “corruptos alteraron el software de la facturación para que los ricos no paguen el consumo mensual de agua“.