‘Tapeto’ gana con cara y gana con sello

Héctor Sánchez. Imagen: tomada de Internet.

Nada como pez en el agua de la política el gerente de Ondas de Ibagué.

Este año fue el de la reconciliación entre los periodistas Héctor Sánchez y Rubén Darío Correa, tras varios lustros de peleas públicas y en el dial, en parte por celos profesionales, intereses económicos y otros bemoles.

Ambos, han conquistado la preferencia de los oyentes del AM en Ibagué, tras el paso al retiro del veterano comunicador Arnulfo Sánchez.

Pero no solo eso: Sánchez Troncoso, conocido como ‘Tapeto’, le está ayudando en la precampaña al Gordo Correa, y todos los días lo menciona en los espacios políticos de su informativo radial.

Se prevé que Tapeto herede la sintonía y la clientela de Correa si este decide finalmente renunciar al noticiero de La Cariñosa y hacerse contar para la campaña a la Alcaldía de Ibagué, que culminará con las elecciones del próximo 27 de octubre.

De hecho, la emisora de Héctor Sánchez, se acercó peligrosamente a La Cariñosa en el último estudio de sintonía realizado por firmas del orden nacional.

Por esto, si Rubén Darío Correa se lanza al partidor político Tapeto quedará en el top de la sintonía y con unos flujos de caja mayores de los que en la actualidad registra Ondas de Ibagué, emisora que posee en su totalidad, tras la salida de la sociedad de Pompilio Avendaño y Germán Charry.

También le irá bien si corona ‘alcalde amigo’, aunque falta ver cómo queda posicionado en el arranque de los nuevos gobiernos, municipal y departamental, en el año 2020.

Pero para el análisis y el archivo de cada cual: Tapeto anda calentando una eventual candidatura de la empresaria de las apuestas, los bingos y el chance, Olga Beatriz González, que sería arropada por el liberalismo, Cambio Radical y los sectores alternativos; eso si logran bajar del tarjetón al ingeniero Alberto Girón.

Héctor Sánchez y Olga B. son amigos muy cercanos. Quizá más cercanos que el nuevo ‘mejor’ amigo del gerente de Ondas de Ibagué, el gordo Rubén Darío Correa.

Deja un comentario