Triunfó la “revolución de las canas”

Imagen: RCN Radio.

En segunda instancia magistrados del Tribunal Administrativo de Cundinamarca, otorgaron la razón para los adultos mayores de 70 años que a través de una Acción de Tutela tumbaron las restricciones impuestas por el presidente Iván Duque.

El grupo de los llamados “revolución de las canas”, está liderado entre otros por el exministro de Hacienda Rudolf Hommes, el excandidato presidencial Humberto de la Calle y el exalcalde de Cali, Maurice Armitage.

La acción judicial apuntaba a las que para ellos son extremas medidas que a través de varios decretos firmó el jefe de estado y que impedían la libre circulación de este sector poblacional en razón al covid-19, lo que para los accionantes es una clara violación a los derechos fundamentales, como el de libre locomoción. En ese sentido el tribunal encontró que permitirles menos salidas que a los demás adultos (solo tres veces por semana durante una hora) es discriminatorio.

Duque, siempre defendió los decretos con el argumento de los estudios científicos que indicaban sobre el alto riesgo de contagio y complicación de síntomas para las personas mayores de 70 años. Este fallo marca otra derrota a los decretos presidenciales expedidos en el marco de la emergencia causada por la pandemia del covid-19 que con este son más de siete los decretos que han sido derogados por ser inconstitucionales.

De esta forma los adultos mayores podrán salir mayor parte del tiempo y de acuerdo a las medidas de pico y cédula para realizar compras. La responsabilidad como es obvio, será de cada persona, como debe ser y como ha sido durante estos difíciles momentos de pandemia y confinamiento.

Ahora los entes territoriales deberán expedir medidas que echen para atrás el decreto que tumbó la tutela para que los adultos mayores puedan salir sin ser increpados por las autoridades,

La decisión no puede ser apelada ni le caben más recursos, lo único que excepcionalmente podría ocurrir, sería una revisión extraordinaria del fallo por parte de la Corte Constitucional.

Por: Andrés Currea Hernández

Comunicador Social – Periodista.

Deja un comentario